¿En qué consiste el mantenimiento de los paneles fotovoltaicos?

No se trata de un mantenimiento difícil, aunque lo cierto es que es completamente necesario para poder alargar la vida útil de estos paneles a unos 30 años. Por tanto, no está de más contar con una empresa profesional que se encargue directamente, olvidándonos nosotros de este trabajo.  El mantenimiento cuenta con una serie de normas:

·  Paneles limpios: deben estar completamente limpios para poder absorber la mayor cantidad de energía posible; y es que según estudios, un panel sucio o rayado puede ser hasta un 30% menos eficiente que uno en buen estado y limpio. Estos se limpian con agua y jabón, frotando sin fuerza excesiva. No se puede limpiar en seco, pues la arena que se acumula del  ambiente los puede deteriorar. Este paso podemos hacerlo nosotros sin problema cada cierto tiempo.

·  Inspección visual de posibles degradaciones en los paneles fotovoltaicos: Se busca que ninguna célula se encuentre en mal estado (decolorada, manchada, burbujas de aire, etc. El cristal de protección no debe estar roto (normalmente debido a acciones externas). Se comprobará que el marco del módulo se encuentra en correctas condiciones (deformaciones o roturas). Es recomendable realizar la inspección cada 2 meses. En algunos casos se usan herramientas especiales como cámaras termográficas para observar detalles que no se aprecian a simple vista, como puntos calientes.

·  Revisión del cableado: una vez al año para ver que están en perfecto estado, que no estén muy apretados o muy sueltos, colgando o roces con aristas que pueda provocar daños en el aislamiento y se genere un corto circuito.

·  Comprobación de la estructura soporte de los paneles: La estructura soporte de los paneles fotovoltaicos suele estar fabricada íntegramente con perfiles de aluminio y tornillería de acero inoxidable, por lo que no requieren mantenimiento anticorrosivo. El mantenimiento de las mismas se aconseja realizarla cada seis-doce meses y consistirá en:

  • Comprobación de posibles degradaciones (deformaciones, grietas, etc).
  • Comprobación del estado de fijación de la estructura a cubierta. Se controlará que la tornillería se encuentra correctamente apretada, controlando el par de apriete si es necesario. Si algún elemento de fijación presenta síntomas de defectos, se sustituirá por otro nuevo.
  • Comprobación de la estanqueidad de la cubierta. Consiste básicamente en cerciorarse de que todas las juntas se encuentran correctamente selladas, reparándolas en caso necesario.
  • Comprobación del estado de fijación de módulos a la estructura. Operación análoga a la fijación de la estructura soporte a la cubierta.
  • Comprobar la toma a tierra y la resistencia de paso al potencial de tierra.

Existen otros aspectos como revisión de los inversores, protecciones y monitoreo.  Todo para tener un adecuado funcionamiento de nuestro sistema para que produzca la mayor cantidad de energía y por lo tanto ¡produce DINERO!

 

¿Cuánto cuesta el mantenimiento de los paneles y placas solares?

Depende de varios factores tales como:

·  El tamaño

·  Localización

·  Calidad de la instalación

Aunque en principio no es un servicio que pueda costar mucho, lo cierto es que hay gente que prescinde del mismo. Ante esta decisión, hay que tener en cuenta que limpiar y revisar estos paneles hará que duren más tiempo y cuidará de nuestra inversión.

¿Qué debo incluir en mi solicitud de presupuesto para el mantenimiento de placas solares?

Lo primero que debemos hacer es explicar qué queremos exactamente destacando datos como los siguientes:

·  Número de paneles.

·  Dimensiones de los paneles.

·  Año de instalación del sistema.

·  Dónde están ubicados.

En Gaia Alternativa Solar, tenemos a personal calificado para darle el mejor mantenimiento a tu sistema garantizando el buen funcionamiento de tu inversión por muchos años.